CEMENTERIO

FUNERARIAS

Cementerio Parroquial de Valdemoro

INFORMACIÓN

Cementerio Parroquial de Valdemoro

Dirección cementerio Parroquial | Calle Aguado, s/n  28341  Valdemoro (Madrid)

Horario de apertura: abrirán al público de 9.00 a 13.00 y de 17.00 a 20.00 horas

El cementerio parroquial de Valdemoro pertenece a la parroquia de la Asunción.

Teléfono. 697 122 587

 

 

Historia

Valdemoro se halla en la cuenca o región hidrográfica del Tajo en la vertiente sur de la cordillera Carpetovetónica. Su población se encuentra al oeste de su término municipal, «sobre la carretera que de Madrid dirige a Aranjuez», entre dos valles; uno al sur y otro por el oeste. El primero es más extenso,  ambos se unen para terminar en la vega del Jarama.

Corresponde a la diócesis de Getafe.

En la población de Valdemoro, los enterramientos se llevaban en este pequeño cementerio parroquial, situado en la C/Aguado, pero con la apertura del nuevo camposanto municipal, se cerró, y solo se podían sepultar aquellas personas que dispusieran de sepultura en el recinto. Actualmente está en proyecto la construcción de una serie de unidades de enterramiento para satisfacer las necesidades de los vecinos de esta localidad.

Tanto este viejo cementerio parroquial, así como el de nueva construcción ubicado junto al tanatorio municipal, son gestionados por la funeraria “El Recuerdo”

 

Cementerio

El cementerio parroquial de Valdemoro se encuentra rodeado en todo su perímetro por una tapia encalada, e integrado en el casco poblacional. Su  planta es de estructura cuadrangular e irregular, y sus formas sencillas, aunque con peculiaridades funerarias, debidas a su historia y las diferentes épocas que ha vivido.

La entrada principal, se compone por una amplia cancela de hierro con dos hojas trabajada con motivos de rejería. Instalada en un frontal unido a las dependencias del personal y servicios. Su solado esta realizado en canchas de piedra.

Un sendero central custodiado por dos hileras de cipreses, es el que nos conduce hasta el interior del recinto. A ambos lados de este pasillo se van colocando las tumbas tanto a lo ancho como a la largo, convirtiéndose en un pequeño puzle donde las losas  se sortean el terreno, cada una de forma y tamaño diferente. Debido a que durante muchos años, eran los propios vecinos y familiares los encargados de dar sepultura a sus seres queridos, estos eran los encargados de ahondar y cavar en el terreno, por lo que la cantidad de cuerpos inhumados en cada sepultura familiar o mausoleo se dispone según las construcciones y necesidades que estos libremente realizaban.

Podemos ver tumbas donde la única ornamentación y acabado es rasilla o ladrillo visto, o, alicatados con baldosas de construcción doméstica, así como todo tipo de remates en distintos materiales inusuales para este tipo de construcción.

Esto convierte a esta pequeña necrópolis en un paraje multiestilista, donde la imaginación constructiva está presente en cada rincón de la misma.

Las zonas de nichos, se reparten en varios espacios, siempre unidos a los muros perimetrales del cementerio, rodeando gran parte del patio central. En este caso, las ornamentaciones son de distintos estilos, aunque se va tratando de establecer la igualdad en sus lapidas para poder conseguir una monocromática construcción.

El recinto funerario, mantiene rincones característicos y singulares que se mantienen con los años,  como es el situado a la izquierda, en el que se encuentra un pequeño apartado que se reserva a las sepulturas de las hermanas correspondientes a la congregación franciscana, se halla un monolito con la inscripción:

¡OH MADRE MIA!

TUS HIJAS QUE DESCANSARON BAJO TU MIRADA

DESCANSEN EN PAZ. —Dedicado a ellas

placa-valdemoro

También el panteón de la familia Fral y Mesa uno de los que destacan por su construcción.

Un panteón dedicado a los guardias jóvenes de la escuela de Valdemoro, la simplicidad de su forma terminada en copete triangular es la característica primordial.

guardias

El recinto dispone de varios panteones familiares, construcciones sin formas arquitectónicas a destacar. Junto al patio de las monjas y en estado deplorable, se encuentra lo que antiguamente parecía ser un panteón familiar, con forma de capilla hexagonal, en las que todavía se observa en cada esquina de lo que fue la construcción, las lapidas con sus leyendas, marcando lo que fueron sus viejos muros, que serian los que sujetaran la bóveda de la capilla.

En la parcela del fondo a la derecha, unido al muro, se encuentra un acceso interior, a forma de galería que nos lleva hasta la zona de enterramiento de niños, consistente en un bloque de nichos colocados a seis alturas con adornos y ornamentos variados.

El cementerio parroquial de Valdemoro se caracteriza por ser en su mayoría sepulturas en suelo, conviviendo las formas arcaicas y simples con las modernas y lujosas, todas en perfecta armonía.

Localización:

Cementerio Parroquial de Valdemoro

¿Quieres contarnos algo sobre este cementerio?

Cementerio Parroquial de Valdemoro

15 + 9 =

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información ACEPTAR
Aviso de cookies