Cementerio de Torrejón de Ardoz

INFORMACIÓN

Cementerio de Torrejón de Ardoz

Dirección: Paseo de los Cipreses, 1. 

Horario: de 8:00 a 19h

Teléfono:  639 21 09 03

 

Historia

La villa de Torrejón de Ardoz es un municipio español de la Comunidad de Madrid.

Torrejón está encuadrado dentro del denominado Corredor del Henares.

El cementerio es de concesión municipal.

 

Cementerio

A finales del año 1972 se hace evidente la necesidad de edificar un cementerio en Torrejón conforme con las nuevas necesidades creadas en el municipio.

Se necesitaba un gran espacio, con capacidad suficiente, y alejado del núcleo poblacional.

El lugar que se pensó más idóneo para su colocación estaba situado al sur del término municipal, en un sitio denominado” Las Torderas”, al final de que hoy se llama Avenida de los Cipreses .La realización del nuevo camposanto fue encargado al Arquitecto Municipal José María Díez Mestre en el año 1979.Fue aceptado, con un presupuesto de realización para la primera fase de 27.704.483 pesetas,

Este cementerio fue inaugurado en diciembre del año 1979,y comenzó a funcionar el  día 16 de noviembre del año 1981.

Hasta el siglo XVIII era la norma habitual inhumar a los muertos en las iglesias o conventos.

Sin embargo, las normas básicas de higiene y salubridad pública establecieron que el rey Carlos III propagara, el día 3 de abril del año 1787, una Real Cédula por la que se impedía el enterramiento de cadáveres en los espacios cerrados de los templos (salvo excepciones),

Se establecía la edificación de cementerios en sitios aireados, y se describían quiénes se hacían cargo de las obras, etc. Hasta aquel momento, en Torrejón todos los enterramientos se efectuaban en la propia parroquia de” San Juan Evangelista”, tanto en sus capillas como en los laterales del altar mayor.

A  partir de esta Real Orden, en Torrejón de Ardoz se empieza a construir “pegado  a la iglesia” el primer “cementerio o campo santo ventilado”. El día 7 de marzo de 1788, el mayordomo de fábrica, José Victoriano López de Yela, muestra al visitador eclesiástico las cuentas de lo que se está gastando en su edificación, y es que los trabajos fueron a cargo de los caudales de fábrica de la iglesia, fundación que también pagaba el sueldo del  enterrador, 70 maravedíes anuales en aquel entonces. El camposanto  se urbanizó en el lado norte de la iglesia, donde actualmente se halla el colegio San Juan Evangelista, y fue fundado y consagrado el día 24 de junio de 1788. El primer enterrado fue un niño que falleció nada más nacer.

En el interior de la iglesia se siguieron realizando enterramientos, pero ya de una forma excepcional. Así, hay constancia de que en el año 1812, por ejemplo, muere el cura de la Iglesia de San Juan Evangelista; Francisco Antonio Hidalgo, y su cuerpo es enterrado en “la dicha iglesia, en la capilla mayor, junto  a la verja del comulgatorio”.

Durante todo un siglo, los torrejoneros  siguieron enterrando a sus familiares en el Campo Santo de la iglesia, hasta que, por fin, se fundó una necrópolis  en lugar que no perjudicaba a la salud y separado suficientemente de las viviendas de los vecinos.

Este cementerio, reconocido por los vecinos de Torrejón como” Cementerio Viejo”, fue urbanizado en el año 1870 en lo que hoy es una parcela de 5.622 ml., entre las calles Roma y Virgen de la Paz; acarreó el nombre de “Cementerio de Nuestra Señora de las Angustias”.

Los dos primeros entierros fueron a un bebé de 8 meses, Bonifacio Ramos y

A D. P. Ramos, que falleció el día 20 de agosto del año  1870.

El camposanto tuvo  capacidad totalmente buena para una población como Torrejón, que en los inicios del siglo XX contaba con unos 2.000 habitantes. No obstante, cuando a mediados de los años 60 el aumento demográfico fue un hecho indiscutible, y fue necesario pensar en su ampliación, ya que a punto estuvo de ser cerrado por falta, justamente, de capacidad.

Pero, también, con el desarrollo de la población, otra realidad se hizo evidente: el cementerio ya se hallaba dentro del casco urbano, cercado de viviendas. Por eso, en el año 1981, coincidiendo con la inauguración del actual cementerio, finalizan los enterramientos en ese recinto y en 1994 se anuncia el cierre del mismo y se deciden las normas para trasladar los restos.

Posteriormente, el alcalde de Torrejón, mediante un bando, notificó a los vecinos que el día 31 de marzo de 2008 se cerraría definitivamente, y a todos los efectos, el Cementerio Viejo de Torrejón de Ardoz .Un camposanto, huella de un pasado, del que quedan recuerdos; diminutas cruces de hierro, su único panteón del año  1905, la capilla y losas sencillas recubiertas de azulejos que acreditan otros momentos sociales y económicos.

 

Localización:

CEMENTERIO DE TORREJON DE ARDOZ

¿Quieres contarnos algo sobre este cementerio?

Cementerio de Torrejón de Ardoz

5 + 8 =

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información ACEPTAR
Aviso de cookies